Administración Proactiva

Leo en el diario El Levante que la Generalitat Valenciana sancionará las irregularidades en la matrícula. Dice la noticia, que si alguien hace trampas en el proceso de matriculación, con el fin de conseguir que sus hijos vayan a la escuela que deseen, en lugar de ir a la escuela que le asigne la Generalitat, denunciará el caso ante la fiscalía y se tomarán medidas contra los padres.

El caso es bien sencillo. Existe un problema!!!

El problema es que los padres tienen unas prioridades a la hora de elegir la escuela para sus hijos. ¿cuestión del profesorado? ¿Cuestión de las infraestructuras? ¿Por qué les queda más cerca? ¿Por manías personales? …. Por el motivo que sea, cada uno tendrá los suyos, unos padres prefieren unos y otros padres prefieren otros. Y aquí esta el problema, ¿Qué pasa cuando hay más solicitudes que plazas disponibles para determinada escuela?, pues que la solución que se aplica es baremar una serie de variables, clasificar a los chavales en función de esas variables y darle las plazas a los que tengan más puntos.

Con este sistema, hay padres que no tienen derecho a escoger, y otros que si, en función de la posibilidad de tener o no puntos. Los puntos son por zona, por ser o no deportista de elite, por minusvalías, por renta, etc. y claro, al final hay gente que intenta hacer trampas para conseguir plaza.

La Administración, por lo tanto, ahora opta por amenazar a los tramposos con llevarlos a la fiscalía y emprender acciones legales contra ellos por ‘falsedad documental’.

Hasta aquí, yo diría que todo es correcto, aunque se me ocurre que la Administración podría aplicar otro tipo de estrategia, en lugar de escoger la que ha tomado, y la estrategia que yo propongo es la siguiente:

La Administración se dirige a los padres que van a incorporarse a las escuelas, con 2 años de antelación. Les informa de la oferta educativa que existe y les solicita cuales son sus preferencias.

Una vez recogidas todas las preferencias de los padres, la Administración tiene información como para planificar las necesidades de centros para los próximos 2 años, pudiendo prever con tiempo cuales son las escuelas que van a necesitar más profesorado y aulas, las que van a tener excedente e incluso las que puede cerrar o cambiar algo drásticamente porque allí no quiere ir nadie. (recuerdo cuando yo estuve en este proceso, que había una escuela que era la escuela maldita. La pregunta era ¿y si no tenemos suficientes puntos y envían a nuestros hijos a la escuela maldita?).

Creo que la Administración podría ser proactiva, es decir, adelantarse a los padres, facilitarles toda la información que precisen y preparar el futuro en función de las necesidades que demuestren los padres. En lugar de ser reactiva y esperar a que soliciten, baremar y ejecutar.

Un pensamiento en “Administración Proactiva

  1. Acabo de descubrir tu sitio, siguiendo el tema Horizons 2020, sobre el que escribiste hace un tiempo y me ha parecido muy bueno. Sólo quería decirlo.

    un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>